La Oración de Dios Nuestra Señora ya está modificada

The translation into English is:
God Our Lady, full of grace,
God Holy Ghost is with thee,
Holy art thou, God Our Lady,
Mother of God Jesus Christ,
Save us, sinners, now and at the hour of our death.

rosario150

Presentamos la versión actualizada de la oración que al rezarla 150 veces ininterrumpidas permite liberar, por lo menos, 7,500 almas del dominio del mal.

Dios Nuestra Señora, llena de gracia,
DiosEspíritu Santo es contigo.
Santa eres, Dios Nuestra Señora,
Madre de Dios Jesucristo
salva a nosotros, pecadores,
ahora y en la hora de nuestra muerte.

rosario150 en español

View original post

Advertencia para las familias católicas que huyen hacia Estados Unidos.

St Peter Insignia
Para mantener su identidad y dignidad católicas en Estados Unidos ¡Debe tener presente lo siguiente!

1. A Estados Unidos no le gusta los católicos. Estados Unidos es un país judío/protestante. Judíos muy poderosos dirigen el gobierno estadounidense, el cual roba niños católicos frecuentemente. Así que tenga cuidado. Los policías estadounidenses se enorgullecen de llevar puesta la estrella judía en sus uniformes, así muestran para quién trabajan. Debido a que los banqueros judíos imprimen los dólares estadounidenses, ellos ponen las reglas y determinan quién tendrá trabajo. Nunca lo olvide.

2. Recuerde que Cristo es Dios (el Hijo). Muchos estadounidenses creen en el dios judío de la zarza ardiente, porque sus biblias lo dicen. Es el mismo dios que exhibe su trasero que Miguel Ángel pintó en la Capilla Sixtina. Muchos estadounidenses están enojados y obsesionados con este demonio (o diablo) porque los han engañado. La Iglesia Católica le recomienda que nunca invite a los no católicos a su casa y que tampoco les hable.

3. Recuerde que el Espíritu Santo (Spiritum Sanctum en latin, y no Spiritus Sanctus) es Dios (El Padre de Dios). Nunca olvide emplear el nombre del Padre de Dios al bautizar a sus hijos. Los estadounidenses usan un rito  bautismal diferente, protestante, que se encuentra en la biblia, el cual les echa maldiciones judías sobre ellos. Por eso nos parecen extraños a nosotros y a todos los demás. La bibla judía también los obliga a creer que va a venir otro jesús (uno que no es Dios) que los ayudará a gobernar el mundo por 1,000 años. No se sienta presionado a creérselo. Ellos provocan la venida del mesías judío quien en realidad es el Anticristo.

4. Recuerde que Nuestra Señora es Dios (La Madre de Dios). Muchas iglesias estadounidenses no creen en Nuestra Señora porque ellos se dejan guiar por una biblia que fue escrita por aquellos que asesinaron a Dios en la cruz e hicieron llorar a la Madre de Dios. Ese mismo grupo de gente imprime el dinero y paga para construir sus iglesias.

5. Si lo acosan estadounidenses raros o enojados que andan en bicicletas distribuyendo sus biblias, trate de ser amable con ellos hasta que pueda escapar y ponerse a salvo en otro lugar. Algunos se le acercarán aparentando ser buena gente, pero no se deje engañar. Esos seguidores de la biblia (o bibliomaniacos -biblemaniacs-) están tratando de robar almas y llevarlas al fuego del infierno  que calienta su mezcolanza estadounidense. Muchos de ellos tienen por blanco a los niños, así que tenga cuidado con sus pequeños.

Para mantener su dignidad y recibir la protección de Dios, ¡es necesario rezar el Santo Rosario Completo (o rosario 150, o Rosario Tradicional) todos los días!

AVE DEAM MATRONAM NOSTRAE, GRATIA PLENA,
DEUM SPIRITUM SANCTUM TECUM,
BENEDICTAM IN MULIERIBUS.
DEAM MATRONAM NOSTRAE, MATRAM DEUM JESUM CHRISTUM,
ORA PRO NOBIS PECCATORIBUS NUNC,
ET EN HORA MORTIS NOSTRAE

(Translation into Spanish)
AVE, DIOS NUESTRA SEÑORA, LLENA DE GRACIA,
DIOS ESPÍRITU SANTO ES CONTIGO,
BENDITA ERES ENTRE TODAS LAS MUJERES.
DIOS NUESTRA SEÑORA, MADRE DE DIOS JESUCRISTO,
RUEGA POR NOSOTROS, PECADORES, AHORA,
Y EN LA HORA DE NUESTRA MUERTE.

La mejor forma de rezar es el Santo Rosario, documento 3

DOCTRINA ACERCA DEL SANTO ROSARIO DE NUESTRA SEÑORA

Documento ·#3, junio 2013.

“Viendo Santo Domingo que los crímenes de los hombres obstaculizaban la conversión de los albigenses, entró en un bosque próximo a Tolosa y permaneció allí tres días y tres noches dedicado a la penitencia y a la oración continua, sin cesar de gemir, llorar y mortificar su cuerpo con disciplina para calmar la cólera divina, hasta que cayó medio muerto. Nuestra Señora se le apareció en compañía de tres princesas celestiales y le dijo: «¿Sabes, querido Domingo, de qué arma se ha servido la Santísima Trinidad para reformar el mundo?»- Oh Señora, tú lo sabes mejor que yo –respondió él–; porque después de Jesucristo, tú fuiste el principal instrumento de nuestra salvación. «–Pues sabes– añadió ella– que la principal pieza de combate ha sido el salterio angélico, que es el fundamento del Nuevo Testamento. Por ello, si quieres ganar para Dios esos corazones endurecidos, predica mi salterio»” (Salterio se refiere al nombre que tenía inicialmente el Santo Rosario, se llamaba así porque contenía 150 Avesmarías continuas).

“Mientras Santo Domingo de Guzmán predicaba la devoción del Santo Rosario en Carcasona, un hereje se dedicó a ridiculizar los milagros y al Santo Rosario. Impedía así la conversión de los herejes. Dios permitió, para castigo de este impío, que 15,000 demonios se apoderaran de su cuerpo. Sus padres lo condujeron entonces al Santo para que lo librara de los espíritus malignos. Santo Domingo se puso a orar y exhortó a la multitud a rezar con él en alta voz el Rosario. Y, he aquí que a cada Avemaría, Nuestra Señora hacía salir cien demonios del cuerpo del hereje, en forma de carbones encendidos. Una vez liberado, el hereje abjuró de sus errores, se convirtió y se hizo inscribir en la cofradía del Rosario, con muchos otros correligionarios suyos, conmovidos ante este castigo y la fuerza del Rosario.”

“Nuestra Señora le dijo cierto día a Alano de la Rupe, para animarlo más todavía a predicar el Santo Rosario: «Fuiste un gran pecador en tu juventud. Pero yo te alcancé de mi Hijo la conversión. He pedido por ti y deseado -si fuera posible- padecer toda clase de trabajos por salvarte -ya que los pecadores convertidos constituyen mi gloria- y hacerte digno de predicar por todas partes mi Rosario».”

Los tres párrafos anteriores se extrajeron de EL SECRETO ADMIRABLE DEL SANTÍSIMO ROSARIO PARA CONVERTIRSE Y SALVARSE. Obras Completas de San Luis María Grignion de Montfort.

“Acordaos, ¡oh piadosísima Virgen (Nuestra Señora)!, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a vuestra protección, implorando vuestra asistencia y reclamando vuestro socorro, haya sido desamparado. Animado por esta confianza, a Vos también acudo, ¡oh Madre, Virgen de las vírgenes!, y gimiendo bajo el peso de mis pecados me atrevo a comparecer ante vuestra presencia soberana. ¡Oh Madre de Dios!, no desechéis mis súplicas, antes bien, escuchadlas y acogedlas benignamente. Así sea.” Memorare, oración comúnmente atribuida a San Bernardo de Clairvaux (1090-1153), posiblemente porque fue popularizada por Claude Bernard, el “Sacerdote Pobre” (1588-1641). El verdadero autor es desconocido. Los primeros textos que se conocen datan del siglo quince.

“Señora, ya que eres la dispensadora de todas las gracias y la gracia de la salvación sólo puede venirnos de tu mano, quiere esto decir que de ti depende nuestra salvación”. San Bernardino de Siena.

“Procura que tu alma tenga sed de la devoción a Nuestra Señora, consérvala siempre y no la dejes, para que al fin llegues a recibir en el cielo su maternal bendición.” San Buenaventura

“Procuremos venerar con todo el amor de nuestro corazón a esta Madre de Dios, ya que esta es la voluntad de Dios, quien ha querido que todos los beneficios los recibamos de su mano”. San Bernardo

“Madre de Dios, ábrenos la puerta de piedad rogando siempre por nosotros, ya que tus plegarias son la salvación de todos los hombres.” Juan Damasceno

Las citas anteriores se extrajeron de LAS GLORIAS DE MARÍA de Alfonso María de Ligorio.

La mejor forma de rezar es el Santo Rosario, documento 1

DOCTRINA ACERCA DEL SANTO ROSARIO DE NUESTRA SEÑORA

Documento ·#1, abril 2013.

 La mejor forma de rezar es el Santo Rosario, si ustedes lo dicen bien.” San Francisco de Sales, Doctor de La Iglesia.

““Muchas cosas se piden a Dios y no se obtienen, y muchas se piden a Nuestra Señora y se consiguen porque Dios ha dispuesto honrarla de esta manera”. Y eso ¿por qué? Y responde Nicéforo que esto sucede no porque Nuestra Señora sea más poderosa que Dios, sino porque Dios ha decretado que así tiene que ser honrada su Madre.” San Anselmo, citado en el libro Las Glorias de María de Alfonso María de Ligorio, 1750.

“Yo con gusto sufriría… con tal de tener la oportunidad de rezar aunque sea un Avemaría más para ganar más méritos ante Nuestro Señor.” Santa Teresa de Ávila, Doctora de La Iglesia.

“Para mí, el Santo Rosario es la más bella de todas las devociones, las contiene todas en sí misma.” San Juan Nepomuceno Neumann (1811-1860).

“Nadie puede vivir continuamente en pecado (herejía) y seguir diciendo el Rosario, o deja el pecado o deja el Rosario.” Obispo Hugh Boyle (1873-1950).

“Mire, Padre, la Santísima Virgen, estos últimos tiempos en que estamos viviendo, ha dado una nueva eficacia al rezo del Santo Rosario. De tal manera que ahora no hay problema, por más difícil que sea, sea temporal o sobre todo espiritual, que se refiera a la vida personal de cada uno de nosotros; o a la vida de nuestras familias sean familias del mundo o Comunidades Religiosas; o la vida de los pueblos y naciones; no hay problema, repito, por más difícil que sea, que no podamos resolver ahora con el rezo del Santo Rosario. Con el Santo Rosario nos salvaremos, nos santificaremos, consolaremos a Nuestro Señor y obtendremos la salvación de muchas almas.” Sor Lucia, vidente de Fátima, 26 de diciembre de 1957.

“Un día, por medio del Rosario y del Escapulario, salvaré al mundo.” Nuestra Señora.

 Las 15 promesas del Santo Rosario, reveladas a Santo Domingo de Guzmán y al Beato Alano de la Rupe

1. Aquellos que recen con enorme fe el Rosario recibirán signos de gracia.

2. Prometo mi protección y las gracias más grandes a aquellos que recen el Rosario.

3. El Rosario es un arma poderosa contra el infierno, destruirá los vicios, librará del pecado, y exterminará las herejías.

4. El Rosario hará florecer las virtudes y las buenas obras, otorgará la piedad de Dios para las almas;  rescatará a los corazones de la gente del amor del mundo y sus vanidades, y les aumentará el deseo por las cosas eternas. ¡Cuántas almas se santificarán por este medio!

5. Quien se encomiende a mí mediante el rezo del Rosario no perecerá.

6. Quien rece devotamente mi Rosario, meditando sus misterios, no se verá oprimido por la desgracia. Dios no lo castigará en su justicia, no tendrá una muerte violenta, y si es justo, permanecerá en la gracia de Dios, y será digno de la vida eterna.

7. Aquel que sea verdadero devoto del Rosario no perecerá sin los Sagrados Sacramentos de la Iglesia.

8. Aquellos que recen con mucha fe el Santo Rosario tendrán durante su vida y en la hora de su muerte la luz de Dios y la plenitud de Sus gracias; en la hora de la muerte participarán en los méritos de los Santos en el paraíso.

9. Libraré del purgatorio a quienes recen el Rosario devotamente.

10. Los niños devotos del Rosario merecerán un mayor grado de gloria en el Cielo.

11. Obtendrán todo lo que me pidan mediante el rezo del Rosario.

12. Aquellos que propaguen mi Santo Rosario los asistiré en sus necesidades.

13. Mi Hijo me ha concedido que todo aquel que se encomiende a mí al rezar el Rosario, tendrá como intercesores a toda la corte celestial durante su vida y a la hora de la muerte.

14. Son mis niños aquellos que recitan el Rosario, y hermanos y hermanas de mi único hijo, Jesucristo.

15. La devoción a mi Rosario es una gran señal de predestinación.